Selle Italia Flite Boost, compacto y aerodinámico

El sillín Selle Italia Flite Boost es corto, plano, aerodinámico y está centrado en el rendimiento.
Compra on-line nuestra revista
Te la enviamos a casa

Contenido

El sillín Selle Italia Flite Boost debutó en competición de la mejor manera posible. Con una victoria. Fue en el último Mundial de Ciclocrós, cuando el increíble Mathieu Van der Poel logró en Dübendorf (Suiza) su tercer maillot arcoíris. Y es que la victoria no es extraña para la saga Flite.

Nacido hace tres décadas, en 1990, este modelo de sillín ha sido compañero de triunfos de leyendas como Marco Pantani (con su doblete en el Giro de Italia y el Tour de Francia en 1998), Cadel Evans o Philippe Gilbert. También en MTB, ya que el neerlandés Bart Brentjens se proclamó como primer campeón olímpico de XCO en los Juegos Olímpicos de Atlanta 1996 sobre un Flite. Y ha obtenido victorias tanto en grandes vueltas por etapas como en clásicas de un día. Las más recientes, las de Van der Poel y del australiano Caleb Ewan.

Para este 2020, la marca de Asolo lanza el Selle Italia Flite Boost, un sillín de alto rendimiento que aglutina novedades en varios frentes.

Conoce el sillín Selle Italia Flite Boost

Características del sillín Selle Italia Flite Boost

Lo primero que destaca del Selle Italia Flite Boost es su forma plana, una característica que se ha mantenido en el tiempo. Sin embargo, en su diseño se ha optado por acortarlo. Concretamente en 27 mm. Esto hace que la longitud de este sillín sea de tan solo 247 mm. Lejos de ser una decisión cosmética, este centenario fabricante italiano argumenta que esta longitud contenida facilita al ciclista encontrar la posición idónea sobre el sillín. Esto, a la vez, mejora la estabilidad y la comodidad en marcha, a la vez que permite un mayor rendimiento. Además, su forma recuerda la «T» habitual del modelo Flite.

El Selle Italia Flite Boost presenta un nuevo logo

Otro detalle de relevancia es la adopción del agujero central Superflow en varios modelos de la gama, que reduce las limitaciones que puedan acontecer debido a la presión en la zona perineal y aumenta la comodidad.

Fabricado íntegramente en Italia, el Selle Italia Flite Boost presenta unas líneas aerodinámicas y un nuevo logo Flite en los laterales de la punta.

Gama Selle Italia Flite Boost

El Flite Boost se ofrece en tres versiones en función del material de los raíles. Estos pueden ser de carbono (Kit Carbonio), de titanio (TI316) o de manganeso (TM). Asimismo, llega en cuatro tamaños del sistema de la marca ID Match.

Estos tamaños son S1/L1 (sin Superflow) y S3/L3 (con agujero Superflow). La versión S tiene una anchura de 135 mm, mientras que en la versión L esta es de 145 mm.

Versión Kit Carbonio del Selle Italia Flite Boost sin Superflow

En cuanto a peso, el Selle Italia Flite Boost ofrece unos registros ciertamente interesantes. La versión Flite Boost Kit Carbonio solo pesa 157 gramos. Aun así, la comodidad no se ve comprometida, ya que incorpora mullido y cobertura en Fibra-Tek.

Elegante y centrado en el rendimiento, el Selle Italia Flite Boost ya está disponible. Su precio arranca en los 129,90 euros de la versión con raíles de manganeso, sube a 214,90 para la que monta raíles de titanio y se fija en 284,90 euros en la de la versión Kit Carbonio.

Comentarios
Más en:
También te puede interesar

Contenido

Compra on-line nuestra revista
Te la enviamos a casa
¿Te molan nuestros posts?
Apúntate a nuestra newsletter.