TNT de les Valls. Recorriendo los senderos de Al-Azraq

Compra on-line nuestra revista
Te la enviamos a casa

Contenido

Suena el teléfono y al descolgar una voz nos pregunta: ¿Te parecería venir a Valencia para hacer una nueva ruta recorriendo los antiguos senderos de Al-Azraq? ¡Perfecto! Nos encantan estas llamadas.

 

 

Desde que nos llamó la gente de Extrem Tracks con su propuesta TNT de les Valls, ya sabíamos que la ruta que nos esperaba no iba a ser precisamente tranquila. Tanto Domènec Rus como Edgar Coso y Víctor Vila, los creadores de la ruta, son unos enamorados de la montaña en cualquiera de sus facetas y les van los retos. En la zona de Valencia son muy conocidos por organizar cada año la TransValls, una salida en grupo de tipo Maratón con 120 kilómetros y 3.800 metros de desnivel, así que ya nos podíamos imaginar cómo sería su nueva propuesta.

La idea era inaugurar oficialmente la TNT de les Valls, y para la ocasión organizaron una salida multitudinaria con todo aquel que quisiera venir y hacer así la primera etapa todos juntos, con comida a media ruta y final de fiesta al acabar la etapa. 

El sábado 12 de diciembre nos reunimos a orillas del Mediterráneo en la preciosa playa de Oliva, desde donde parte la ruta. Más de 50 ciclistas de la zona serían los primeros en inaugurar el recorrido y hubo dos valientes que quisieron estrenar la versión Trail Running, porque esta ruta no es exclusivamente de MTB.

¿Qué es TNT de les Valls?

La TNT de les Valls es una ruta circular que recorre los antiguos dominios del Visir Al-Azraq, un caudillo musulmán que dominó las comarcas de Safor, Marina Alta, Marina Baja, Cocentaina y Vall d’Albaida a mediados del siglo XIII, formando una extensa red de caminos y senderos que las conectaban de punta a punta.

La gente de Extrem Tracks ha recuperado gran parte de ellos y nos proponen una ruta circular por una de las zonas menos conocidas de Valencia, que conecta siete valles diferentes para conocer una de las zonas de nuestro país con más patrimonio. Desde castillos de la Reconquista a despoblados moriscos de la época de Al-Azraq, pasando por las pinturas rupestres del Neolítico más antiguas del Mediterráneo, todo aderezado con innumerables caminos y senderos que serpentean entre valles, esta ruta tiene la particularidad de poder hacerse en tres modalidades distintas: MTB, Road o Trail Running.

Las tres opciones son igual de interesantes, pero os adelantamos que todas ellas son bastante duras. Nosotros fuimos a probar la versión MTB, que consta de 275 kilómetros y 8.000 metros de desnivel positivo acumulado, lo que la convierte en una de las rutas más duras que podemos hacer en nuestro país.

 

 

Todas las opciones tienen como punto de partida la localidad de Oliva y mediante GPS o Roadbook conseguiremos cubrir la totalidad de su recorrido, tras sellar en los diez controles de paso para llegar de nuevo a este pequeño pueblo costero donde recogeremos el precioso maillot de Finishers. Como novedad, esta ruta cuenta con diversos formatos para adaptarla a cualquiera de nosotros.

Si lo que nos va es el puro masoquismo ciclista, existe el Formato x2, que básicamente consiste en realizar toda la ruta en dos únicas etapas. Para los más humanos está el Formato x4, que es el más habitual y permite realizar la ruta en cuatro días que, aun así, seguirán siendo bastante duros. El Formato 2×2 es una novedad que creemos que es todo un acierto. Para todos aquellos que no podamos disponer de cuatro días seguidos, la organización nos propone hacer la ruta en dos tramos de dos días, siempre y cuando se realicen en un intervalo inferior a 30 días. De esta manera podremos hacer la ruta completa en dos fines de semana diferentes o incluso entre semana.

Para acabar, para todos aquellos que quieran conciliar la vida familiar y el reto de la TNT de les Valls existe el Formato Family & MTB-Trail-Road. Cuando acabes las etapas, la organización te recogerá y te llevará a Oliva, donde te esperará tu familia, pudiendo disfrutar del resto del día junto a ellos.

Si, en cambio, prefieres que tu familia te acompañe durante la ruta, para así poder conocer la zona, la organización también puede desplazar a tus familiares hasta el final de cada etapa, para que cuando llegues a meta te estén esperando. Sin duda, una idea muy novedosa que pone muy difícil que no podamos combinar nuestra afición con nuestras obligaciones familiares.

 

El terreno de la TNT de les Valls

Por desnivel, kilómetros y, sobre todo, orografía, la TNT de les Valls es pura dinamita. Con semejante desnivel ya nos podemos imaginar que la ruta es dura, aunque la cercanía con la costa nos haga pensar que será suave. La ruta es bastante exigente, con constantes sube y bajas que hacen que tengamos pocos tramos de descanso.

No hay grandes cimas, ya que la cota máxima ronda los 900 metros de altitud, pero para llegar hasta ellas hay que sudar de verdad. Además, el terreno es rocoso, con muchos tramos de piedra suelta y rocas, que si bien serán del agrado de los más técnicos, pondrán un poco más de pimienta a los menos habilidosos.

Por suerte, hay bastantes tramos de pistas y caminos en buen estado, que aun teniendo desniveles de vértigo, se hacen bastante bien. Nosotros pudimos disfrutar de las dos primeras etapas, las más rocosas, y os aseguramos que las disfrutamos de lo lindo, tanto para arriba como para abajo.

Agradecimos mucho el rodar entre naranjos por zonas más suaves y dimos gracias cuando alguna de las subidas la encontramos asfaltada. Pensad que hay algún punto donde la pendiente pasa holgadamente del 30%.

 

La bici ideal

Para una ruta, sea del tipo que sea, siempre es importante llevar nuestra bici, la que tenemos dominada, pero sobre todo que esté en buen estado. En la TNT de les Valls estas condiciones son aun más importantes porque la ruta es muy exigente, tanto para nosotros como para la bici. El recorrido es arduo y largo, así que necesitamos una bici resistente y en buen estado. Hay muchas subidas, algunas de ellas muy pronunciadas, así que no recomendamos bicis que pesen demasiado o que estén orientadas hacia el Enduro, aunque a la hora de bajar las disfrutéis de lo lindo.

Gran parte del itinerario discurre por caminos y pistas, combinados con tramos de vías de servicio asfaltadas y carreteras secundarias, así que una bicicleta de Rally es la mejor opción. Si, además, es doble suspensión, mejor que mejor.

¿Qué la hace diferente?

La TNT de les Valls no es la habitual ruta circular. Si sois de los que habéis hecho más rutas de este tipo, en Valencia os vais a encontrar con novedades interesantes. Para empezar, hay una gran variedad de formas de hacer la ruta, tanto por los formatos como por el medio en que la hagamos. La versión Trail Running es apta solo para expertos, pero la versión Road, con 450 kilómetros y 9.000 metros de desnivel, no se queda atrás.

No nos extraña que muchos equipos UCI Pro Tour como el BMC tengan su sede en este territorio, así que si realizamos la versión Road en invierno es posible que nos crucemos con algún profesional entrenando. La ruta es realmente exigente y no la recomendamos para nadie que no esté acostumbrado a la bicicleta. Esto es algo que siempre decimos, pero en rutas como la TNT d eles Valls es importante conocer nuestros límites. Siempre podemos tener un problema que solucionaremos rápidamente con una llamada a la organización, pero nuestra condición física debe ser buena para completar con éxito esta aventura.

Es un terreno rudo y técnico, pero si conseguimos dominarlo nos llevará a zonas realmente bonitas, deshabitadas, muy tranquilas, donde podremos disfrutar de la soledad de antiguos despoblados moriscos que todavía se mantienen en pie. Así que sobre todo no os dejéis la cámara de fotos en casa.

 

Como punto distintivo, la TNT de les Valls se puede realizar durante todo el año. El clima en Valencia es por todos conocido, así que no es necesario esperar al verano para irnos de ruta. De hecho, la propia organización nos dijo que era mejor realizar la ruta durante todo el año excepto en los meses de más calor, porque es una zona donde el sol pega fuerte y aunque en muchos puntos veamos el mar, la temperatura sube mucho al mediodía. Lo bueno es que las fuentes abundan por todo el recorrido.

Alojamientos, uno de los valores de la ruta

La zona por la que transcurre la TNT de les Valls es muy extensa, repleta de valles y pueblos diminutos, muchos de ellos casi despoblados. La intención de la TNT es dar a conocer este territorio, manteniendo un riguroso respeto por el medio ambiente. De esta manera, todos los alojamientos escogidos por la organización intentan ser lo más auténticos posible, con casas rurales y hostales típicos de la zona, donde podremos degustar la gastronomía local, uno de sus “platos” fuertes.

En todos los puntos de control donde pararemos a fichar se puede comer algo, así que siempre tendremos una excusa para probar un buen bocado. En nuestra mente han quedado grabadas las primeras cucharadas de la Olleta que comimos en Beniaia, un plato típico de la zona a base de alubias, arroz, lentejas y patatas que nos sirvieron en el Bar el Llogaret.

Si realizáis la ruta en cuatro días y paráis a dormir en la Casa Rural l’Almásera, no dejéis de disfrutar ni un segundo del entorno, tanto dentro como fuera de la casa. Es una delicia reposar en un sitio tan tranquilo, con la compañía de los amigos y disfrutando de uno de los mejores cocineros de toda la provincia.

 

Más servicios de Extrem Tracks

Además de los diferentes formatos que podemos elegir, la TNT de les Valls está cargada de opciones y servicios para que no nos tengamos que preocupar de nada. Al ser una ruta complicada resulta recomendable no ir muy cargado de equipaje, así que lo mejor es contratar el servicio de transporte de maletas y olvidarnos de cargar con todos nuestros bártulos. Si tenemos la mala suerte de romper algo de la bici durante la ruta, la organización cuenta con diferentes tiendas amigas que nos ayudarán a solucionar el problema y, si no es posible, desplazarán a un mecánico hasta allí donde nos encontremos.

Si no disponéis de GPS para seguir la ruta, la organización cuenta con varios de la marca TwoNav para poder alquilarlos, pero si preferís ir con un guía, Extrem Tracks dispone de varias personas, todas ellas tituladas, que os harán de guía, os contarán todos los secretos de la zona y con los que lo pasaréis en grande, porque son gente realmente divertida. Si queréis inmortalizar la ruta, podéis alquilar una cámara subjetiva GoPro para que podáis grabaros. Cuando estéis bajando por el “Shambala” os aseguramos que querréis grabar esos intensos momentos de vuestras vidas. El propio nombre de la bajada lo dice todo.

Más información:

www.tntdelesvalls.com

www.extremtracks.com

 

 

Comentarios
Más en:
También te puede interesar

Contenido

Compra on-line nuestra revista
Te la enviamos a casa
¿Te molan nuestros posts?
Apúntate a nuestra newsletter.