Gravel: Ciclismo sin barreras

Compra on-line nuestra revista
Te la enviamos a casa

Contenido

Ni se trata de una nueva moda ni de un nuevo ciclismo. Nadie ha descubierto nada, tan solo se ha recuperado del olvido y se ha adaptado a nuestros tiempos y a nuestro material. En la retina de todo amante del ciclismo están las imágenes de carreras en los años 50 y 60 por pistas de tierra, sin imaginar todavía lo que era el asfalto, durante largas etapas. Esta misma filosofía inspira cada vez a más amantes de la bicicleta a revivir esas sensaciones gracias al ‘Gravel’.

Texto: Alex Lebrón (@alexlebron)

Fotos: Marcas

Gravel, que en inglés significa gravilla, da nombre a este ciclismo sin barreras. No importa que sea por asfalto de mejor o peor calidad, por pistas de tierra o por el clásico pavés, ya que la modalidad de ciclismo gravel permite rodar por todas estas zonas para recorrer largas rutas y llegar a horizontes ni tan siquiera imaginados.

IH_130822_RLT9_0480 WEB

Los precursores de la recuperación de este ciclismo coinciden en que es otra manera de entender el ciclismo, sin ataduras, sin pensar en posibles limitaciones por la orografía, el terreno o por tu propio material ciclista. Para ellos se trata tan solo de pedalear y disfrutar. Esta especialidad se recupera con el objetivo de evitar las carreteras muy transitadas y las sendas muy angostas, es decir, para evitar el estrés y la tensión de los coches y los posibles peligros de los descensos vertiginosos en la montaña. La cantidad de rutas que están alrededor nuestro, y que por las limitaciones de nuestra bicicleta no hemos podido realizar, son ahora totalmente asequibles si se cuenta con esta bicicleta polivalente.

“El sonido de la grava,

eso es lo que les gusta a sus practicantes,

escuchar cómo cruje”

Muchos usuarios pueden pensar que estas bicicletas con cuerpo y manillar de bici de carretera y ruedas que se acercan a lo que hoy en día conocemos como Ciclocross, pueden ser pesadas, rígidas e incómodas, pero ni mucho menos. Gracias a su geometría renovada, rodar por pistas de tierra supone un ejercicio muy cómodo y confortable para el ciclista. Además, la creación de componentes creados específicamente para esta modalidad permite que la durabilidad de la bicicleta, así como de las cubiertas y cámaras, sea mayor.

Una de las dudas que le surgen a todo ciclista que quiere adentrarse en este mundo son los temidos pinchazos. Evidentemente existen, pero son menos frecuentes que en el ámbito del ciclismo de carretera, y como se ha dicho con anterioridad, tienen una incidencia similar a la modalidad del Ciclocross.

“Es otra manera de entender el ciclismo,

sin ataduras, sin pensar en posibles limitaciones

por la orografía o por el terreno”

Ya sea por el expreso deseo de sentir lo que sentían los ciclistas de hace 50 años, por poder rodar por cualquier terreno sin preocupaciones, por descubrir nuevas rutas o por el simple hecho de probar algo diferente, la bicicleta gravel puede ser tu bicicleta.

Comentarios
Más en:
También te puede interesar

Contenido

Compra on-line nuestra revista
Te la enviamos a casa
¿Te molan nuestros posts?
Apúntate a nuestra newsletter.